Los beneficios del pan ecológico

Cuando pensamos en productos biológicos o ecológicos los asociamos directamente con vegetales y frutas. Lo que debemos saber es que existen un sinnúmero de derivados que se consideran ecológicos y entre ellos podemos mencionar los cereales y los panificados.

El pan ecológico es un producto muy noble, sabroso y sano que podemos incorporar a nuestra dieta.

Propiedades del pan ecológico

Es necesario discernir tres grandes grupos de pan, el pan industrial, el pan artesano y el pan ecológico o biológico.

Los panes artesanales y biológicos, no sólo se componen de materias primas de gran calidad, sino que se elaboran con una dedicación muy especial. El resultado de esta fabulosa combinación hace que podamos consumir un pan diferente del pan industrial.

Color fuerte como resultado de la larga fermentación de la masa, el color característico es el pardo. En cambio en el pan industrial el color presentado es mucho más blanco debido precisamente a su corta fermentación.

Además de un color vivo, posee un olor y aroma muy especial. Su intenso aroma se debe al mayor tiempo de elaboración y a su gran carga de microorganismos responsables de la fermentación del pan. La levadura industrial difiere mucho de la tradicional, la riqueza que presenta es la causante de ese sabor y olor tan intenso.

Corteza gruesa y crujiente, gracias a esta corteza el pan logra conservarse mucho más tiempo. Una gruesa corteza es fruto de los componentes y la elaboración del pan. Una masa de harina integral que ha sido fermentada conteniendo las levaduras naturales que los granos de trigo presentan. Los tiempos de fermentación y cocción son muy importantes y son los responsables de esta corteza.
Miga muy particular, las burbujas que en él se encierran son de distintos tamaños, pequeñas, grandes, medianas, esto es el resultado de la acción ejercida por los microorganismos dándole al pan esa característica tan particular. Con el pan industrial, esto no ocurre, generalmente las burbujas son de un tamaño semejante.

Tipos de Pan Ecológico:

Pan de Khorasan o Kamut: El grano de trigo kamut tiene mayor calibre que el del trigo común. Posee un sabor dulce. Desde la perspectiva nutricional presenta una concentración superior de proteínas, lípidos, fibra, minerales y vitaminas. El trigo de los faraones o de Tutankamón es rico en hidratos de carbono complejos, proteínas y grasas poliinsaturadas, mayormente omega 6. Respecto a otras variedades de trigo, el kamut proporciona un mayor aporte de minerales y oligolementos como el hierro, calcio, magnesio, potasio, fósforo, selenio y zinc. Este nutritivo grano también posee un porcentaje más elevado de vitamina E (de acción antioxidante) y vitaminas del grupo B (B1, B2 y B3 o niacina).

Pan de Espelta: La espelta es uno de los granos más antiguos, se sabe que se cultivaba hace ya 6000
años en la antigua Mesopotamia. A diferencia del trigo, donde se eliminan generalmente el salvado y el germen nutricional durante la molienda, las sustancias vitales de la espelta se encuentran en el núcleo interior del grano. La espelta contiene una serie de diferentes nutrientes. Es una excelente fuente de vitamina B2, una muy buena fuente de manganeso, y una buena fuente de niacina, tiamina, y cobre. Esta combinación particular de nutrientes lo convierte en un alimento especialmente útil para las personas que sufren migrañas, aterosclerosis o diabetes.

Pan de Trigo Sarraceno: El pan de trigo sarraceno es un pan ideal para personas que no comen trigo, ya sea por intolerancia al gluten o por opción nutricional. El trigo sarraceno a pesar de llamarse trigo no es un cereal, sino un pseudo cereal. En concreto se trata de una planta herbácea conocida también como alforfón y aúna proteínas, vitaminas y minerales y tiene un sabor intenso.
  • Proteínas vegetales de calidad. Las proteínas del alforfón, que contienen el aminoácido lisina, se aprovechan en un 74%, lo que supone más de 9 gramos reales por cada 100 gramos.
  • Grasas saludables. El contenido en grasas es bajo (1,7%) y además estas tienen un perfil saludable, al tratarse en su mayor parte de ácidos grasos monoinsaturados, en particular el oleico, y poliinstaturados.
  • Rico en vitaminas y minerales. En cuanto a vitaminas destaca su aporte de las del grupo B, particularmente B2, B3, B5, B6 y ácido fólico o B9. De entre los minerales es una excelente fuente de manganeso, magnesio, cobre y fósforo, además de aportar cinc, potasio, hierro y selenio.
  • Protección antioxidante. Contiene flavonoides, entre los que destaca la rutina, que ayuda a regular el colesterol y a prevenir la hipertensión arterial.
Pan ecológico en Jaén

El Pan Ecológico se puede adquirir en Jaén en los siguientes establecimientos:

- Casa Granel: C/ Salvador Vicente de la Torre, 2 Jaén
- Cafetería El Bullicio: c/Ramón Espantaleón, 5, de Jaén
- Herboristería Tisana: c/Hurtado 23, de Jaén.
- Armonía: García Lorca, 5, de Torredonjimeno
- Panadería La Labradora: Pablo Picasso, 2, de Martos

Fuente: http://www.biomanantial.com/los-beneficios-del-pan-ecologico-a-1610-es.html y elaboración propia

No hay comentarios:

Publicar un comentario